La CIB se une a la conmemoración del año internacional de las ciencias básicas para el desarrollo sostenible proclamado por la UNESCO.

La UNESCO propone celebrar en 2022 la importante función que desempeñan las ciencias básicas para la comprensión de los principales desafíos sociales y globales. El año internacional también permitirá centrar la atención en la evaluación continua de la función esencial de las ciencias básicas en la vida de las personas.

Las ciencias básicas, como las matemáticas, la física, la química y las ciencias de la vida son ciencias impulsadas por la curiosidad que tienen además un papel fundamental en nuestras vidas. Las ciencias básicas aportan los medios y herramientas necesarios para hacer frente a los desafíos socioeconómicos y ambientales mundiales, como el cambio climático, la crisis del agua, la pérdida de biodiversidad, los fenómenos extremos y la desoxigenación de los océanos.

LA IMPORTANCIA DE LAS CIENCIAS BÁSICAS PARA EL DESARROLLO

La Agenda 2030, con sus Objetivos de Desarrollo Sostenible (ODS), es la hoja de ruta para el bienestar global de las generaciones actuales y futuras. Los ODS marcan el camino para unas mejores oportunidades de educación, la igualdad de género, el agua limpia, unas energías limpias y asequibles y un medio ambiente saludable, entre otras cosas.
Las ciencias básicas pueden ayudar a encontrar mecanismos para utilizar correctamente el conocimiento y llevar a cabo la transferencia de tecnología.
Así mismo, las ciencias básicas pueden favorecer la cooperación y el diálogo internacionales en materia de investigación entre disciplinas y entre países, en particular los países en desarrollo.
Conoce más sobre la proclamación por la UNESCO del año internacional de las ciencias básicas en el siguiente enlace:

UNESCO

0 comentarios

Dejar un comentario

¿Quieres unirte a la conversación?
Siéntete libre de contribuir!

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.